Pandemia y elecciones 2021.Escenarios para decisiones / Por Jesús Flores

0
138

“A veces lo más difícil y lo correcto son la misma cosa…”

El escenario social, político y económico abrazado por la terrible pandemia del COVID 19, nos mantiene en la incertidumbre del restablecimiento a la normalidad en la que debemos convivir.

En un escenario desastroso con más de 133 mil muertes registradas, y lo peor, en franco aumento de estas terribles estadísticas nos aprestamos en este inicio de año a continuar con actividades y convivencias con todos los cuidados que de manera responsable y empática debemos prever para adaptarnos a la nueva normalidad tan compleja y difícil a la qué hay que acostumbrarnos.

En esta realidad que a algunos les cayó “como anillo al dedo” y se exhiben hasta complacidos por lo que estamos transitando, está el tema electoral donde los ciudadanos Sudcalifornianos habremos de elegir 80 cargos de elección popular.

Sería criminal que “algunos” enmarquen en la desgracia y muertes las pre campañas y campañas electorales y ruin de quienes tienen responsabilidad gubernamental e información confidencial actuar en consecuencia.

Hoy, la realidad se ha convertido en la mayor y más importante aliada de las y los ciudadanos para decidir cambiar el actual estado de cosas que padecemos, para mejorar.

En estos días estamos viendo a lo largo de todo el Estado, personajes otrora ausentes, que cuál escapistas regresaron a escena después de haber estado desaparecidos por largo tiempo. Algunos regresaron con otro atuendo ideológico, pero con los mismos trucos para engañar, prometer y no cumplir y con habilidad renovada para mentir y lograr confianza de los ciudadanos.

También estarán los que de la congruencia han hecho forma de vida, los que de la lealtad y gratitud, del trabajo fecundo y dando resultados a favor de la población se han forjado imagen y presencia. De estos perfiles las y los ciudadanos habrán de elegir quien los represente.

La opción no será difícil determinarla, más de quienes su principal virtud es la traición, la ineptitud, la incapacidad y su falta de compromiso social, de aquellos que anteponen lo personal ante lo colectivo, y el interés del grupo político al que pertenecen, al interés general de la población.

Este contexto nos ubica en tres claros escenarios para tomar decisiones.

Primero, El de la única opción política diferente, por su composición y el arrojo de construir en las diferencias y coincidir en el bien común encabezada por la figura electoral de neutralidad política como será el ejercicio legal que construyen para lograr las candidaturas comunes el PAN, PRI, PRD, PRS y Partido Humanista.

Segundo, los que de la ambición política, la traición, la ingratitud, la incapacidad, la ignorancia y el nepotismo se han apeltrechado con Morena y sus aliados.

Y Tercero, los rostros ya vistos antes, rostros viejos en la política, ubicados en partidos nuevos, asaltados por intereses que donde se han exhibido no han ofrecidos resultados a favor de la población.

El votar y ser votados hoy más que nunca debe definir nuestro presente, pero sobre todo futuro de bienestar, desarrollo, seguridad y armonía.

Ánimo !!!